jueves, 2 de junio de 2011

El llanto

Me ha venido a la cabeza el tema del llanto, y quería hablar de lo que supone.
El llanto es sinonimo de tristeza y de dolor. Quien llora, lo hace por tristeza, por dolor (ya sea físico o no) o los dos motivos a la vez.
Habrá gente que diga que también se puede llorar de alegría. No. Cuando lloras, lo haces por algo que te duele, o te apena. Nunca se va a llorar porque se esté alegre. Al contrario, si uno está alegre, ríe, sonríe...
La realidad es que uno llora en un momento de felicidad porque antes ha tenido que aguantar muchas cosas duras, ha tenido que sufrir. De ahí que cuando llegue algún hecho bueno, se llore: sirve para liberar toda la presión que se ha aguantado antes.
Dentro de los motivos por los que se llora, hay algunos que son de mucho peso: la pérdida de algo o de alguien, ya sea temporalmente o para siempre, por ejemplo. Aunque hay más cosas que provocan el llanto, la cosa no se queda ahí...
El llanto sirve para desahogarse, por ello, no hay que sentir ni miedo ni vergüenza por llorar. Ojo, siempre que sea un motivo lógico. Hay más de uno que llora sin haber un motivo lógico...
Si algún día uno se siente superado y no ve otra mejor manera que desahogarse mediante el llanto, adelante. Pero siempre mirando hacia delante, y no echarse atrás.
Y es que todo el mundo llora, ya sea el vagabundo que mendiga en la puerta del banco o sea el ejecutivo de alto standing que viaja en jet privado...

No hay comentarios:

Publicar un comentario